Grandes parques de Buenos Aires

Como toda gran ciudad, Buenos Aires disfruta de grandes parques e increíbles plazas.

Una tradición que se inició con el paisajista francés Carlos Thays y se mantiene aún hoy.

Thays llegó de París en 1889 con el prestigio de haber trabajado con Edouard André, el gran paisajista francés del siglo XIX y construir un parque en la ciudad de Córdoba.

Fue a partir de allí que se sucedieron muchas obras a lo largo de todo el país.

Comencemos con la primera:

Inaugurado en mayo de 1910 por los festejos del centenario de la Revolución de Mayo, el diseño del parque tiene un marcado estilo francés.

Cuenta con varias especies autóctonas como la tipa, el plátano de sombra, el jacarandá, el árbol del paraíso y el palo borracho.

Un precioso lago artificial y varias esculturas de gran valor artístico como la «Victoria alada» del italiano Eduardo Rubino, «Madame Curie» de Santiago Parodi y«La Aurora» del francés Emilio Peinot.

Alrededor del Parque se encuentran varios centros de salud de la ciudad, como el Hospital de Oncología, el Hospital Naval, el Hospital Durand y el Instituto de Zoonosis Louis Pasteur.

En el medio del lago hay una isla biológica habitada por patos y cisnes, lo que conforma un hábitat pacífico y tranquilizador dentro de la gran ciudad.

Índice de contenidos
  1. Parque Lezama entre los grandes parques de Buenos Aires
  2. Parque 3 de febrero uno de los grandes parques de Buenos Aires
  3. Barrancas de Belgrano
  4. Plaza General San Martín
  5. Jardín Japonés y los grandes parques de Buenos Aires
  6. Jardín Botánico Carlos Thays
  7. Parque Rivadavia, entre los grandes parques de Buenos Aire
  8. Plaza del Congreso

Parque Lezama entre los grandes parques de Buenos Aires

La historia dice que en sus terrenos funcionaron primero la Compañía de Guinea que por el Tratado de asiento con Francia pudo introducir 26000 esclavos en los puertos del Atlántico (1701-1711).

Luego la South Sea Company (1713-1743) que mediante el Tratado de asiento con Inglaterra pudo introducir alrededor de 4800 esclavos anuales, en los 30 años de concesión.

En 1857 el hacendado salteño Gregorio Lezama adquirió los terrenos, trajo árboles y plantas exóticas y contrató a Thays para remodelar todo el espacio.

Treinta y siete años después su viuda dona a la ciudad el Parque con la condición que se mantenga como paseo público con el nombre de su marido.

Alberga en su interior un anfiteatro, un precioso mirador y una fuente. Sus barrancas le imprimen un aspecto especial dentro del entorno del barrio de Barracas.

Frente a él se levanta la Iglesia Ortodoxa Rusa (calle Brasil 315), y uno de los bares notables de Buenos Aires, el «Británico» en la esquina de la calle Defensa y Brasil.

Parque 3 de febrero uno de los grandes parques de Buenos Aires

Cuando en 1891 asume el arquitecto Carlos Thays como Director de Paseos Públicos, comienza una remodelación del mismo, que había sido inaugurado en 1875.

En 1900 se inaugura una estatua de Sarmiento obra a cargo del artista Auguste Rodin.

Seis años después se inician las obras del lago de regatas, con motivo del centenario de 1910 y con la presencia de la infanta Isabel de Borbón se coloca la piedra fundamental del Monumento de los españoles, que se inaugura en 1927.

Para 1914 se concluyen las obras del Rosedal de Palermo, que junto al puente de arquitectura helénica, el embarcadero, la pérgola y el templete, fueron obra del paisajista Benito Carrasco.

Por último entre las muchas obras que hacen del Parque una visita obligada, está el Planetario Municipal Galileo Galilei, inaugurado en 1966.

Barrancas de Belgrano

Igual a lo que se puede observar en el Parque Lezama (ver arriba) y en la Plaza San Martín (más adelante), las Barrancas son un accidente geográfico producido por la erosión del agua de una red fluvial madura, lo que inclina los terrenos hacia el Río de la Plata.

La parquización de las barrancas fue diseñada por Carlos Thays en 1892.

Además de la famosa pérgola donde los domingos hay encuentros de bailarines de tango, se encuentra una réplica reducida de la Estatua de la libertad de Nueva York, del mismo escultor francés Frédéric Auguste Bartholdi.

Se distinguen además el José de San Martín del argentino Luis Perlotti (1890-1969), La dama del cántaro, del francés Louis Sauveageau (1822-1874).

Por último, el Mariscal A.J.de Sucre del italiano Carmelo Tabacco donada por el gobierno de Venezuela en 1985 y la de Manuel Belgrano del escultor argentino Luis Furitana de 1889.

Glorieta Antonio Malvagni en las Barrancas de Belgrano.

Plaza General San Martín

Tal vez la plaza más bonita de la ciudad, no solo por su paisaje interno sino también por el entorno donde se halla.

En pleno barrio del Retiro, a metros del emblemático Plaza Hotel ,primer hotel 5 estrellas de Sudamérica, y del edificio Kavanagh inaugurado en febrero de 1936 que fue el primer edificio rascacielo de Sudamérica construido con hormigón.

El terreno donde hasta 1822 hubo una Plaza de Toros se constituyó en la base de la Plaza a partir de 1860.

En 1874 el paisajista francés Eugene Courtois la remodeló completamente para dejarla como se encuentra actualmente.

A partir de 1871 el lugar donde estaba la plaza comenzó a recibir a los vecinos de Buenos Aires que por la epidemia de fiebre amarilla se mudaban a la calle Florida yendo hacia el norte hasta llegar al barrio de La Recoleta.

Una ampliación sucedió en 1930 y fue realizada por un hijo de Thays, Carlos León.

Se sumó a la Plaza original una manzana que estaba ocupada hasta ese momento por el Pabellón Argentino y el Museo de Bellas Artes.

A las Palmeras Phoenix,Syagrus y Canariensis se agregan tilos, sauces, pinos, magnolias, gomeros, robles, ceibos y araucarias.

Para engrandecerla hay grandes esculturas y estatuas que adornan esta bella plaza.

Vista inferior de la Plaza General San Martín

Jardín Japonés y los grandes parques de Buenos Aires

Cuando Argentina recibió la visita del Emperador Akihito y su esposa Michiko en 1967, se inauguró como homenaje a la amistad Argentina-japonesa.

Es el jardín de estilo japonés más grande del mundo, fuera de Japón, y en su interior destacan bonsais, kokedamas, orquídeas y azaleas.

Dispone de un Chashitsu (casa de té) donde se ofrece la ceremonia japonesa del té, con el interior exquisitamente ornamentado con elementos tradicionales japoneses.

En el interior del predio hay una Sala de Arte, un Centro Cultural, un restaurante de cocina japonesa y una tienda con artesanías orientales.

En 1977 fue rediseñado por el ingeniero paisajista Yasuo Inomata tomando como modelo un jardín Zen.

Puente rojo en el Jardín Japonés

Jardín Botánico Carlos Thays

Inaugurado en septiembre de 1898 por el Presidente Sarmiento, fue diseñado Thays y está considerado el segundo en importancia de América Latina después del de Río de Janeiro.

Uno de los grandes parques de Buenos Aires, tiene 5 hectáreas de flora nacional y 2 hectáreas de ejemplares de los cinco continentes. También ofrece un jardín romano y uno francés.

Ahí se encuentran más de 1500 especies vegetales, incluidas en sus cinco invernáculos.

Interior del Jardín Botánico Carlos Thays

Una serie de preciosas esculturas adornan el paseo, entre las que destacan «La Primavera«, «Loba romana«, «Venus«, «Mercurio» y el grupo «Saturnalia» (copia de 1909) del escultor italiano Ernesto Biondi.

A pocos metros del centro de la ciudad se encuentra este inmenso espacio verde que abarca unas 350 hectáreas.

Desde 1986 se ha desarrollado esta área de reserva ecológica que es hogar de más de 2000 especies entre aves, mamíferos, reptiles, anfibios y una variada vegetación autóctona.

Está ubicada en el barrio de Puerto Madero y tiene miradores hacia el Río de la Plata; por su distribución geográfica invita al senderismo y el avistaje de aves.

Muchos porteños utilizan la reserva para sus paseos en bicicleta, para hacer ejercicio físico o simplemente disfrutar de unos «mates» frente al río.

Parque Rivadavia, entre los grandes parques de Buenos Aire

El hijo de Carlos Thays, Carlos León, que diseñó la Plaza San Martín, junto al paisajista Francisco Lavecchia, ordenaron este espacio verde de 6 hectáreas en el corazón del barrio de Caballito.

Al principio se le llamó Parque Lezica porque había sido parte de la Quinta Lezica, y en 1928 el gobierno encarga su armado.

Posee una excelente arboleda, un lago artificial en el centro, la antigua noria de la familia Lezica, un anfiteatro, juegos para niños y también una pista de patinaje.

Los días domingos, desde hace más de 90 años, se realiza una feria de filatelia, numismática y postales, que reúnen a un nutrido número de coleccionistas y visitantes.

En su interior luce un imponente monumento al Libertador Simón Bolívar del escultor argentino José Fioravanti, que es la principal obra de arte del parque y fue inaugurada en 1942.

Plaza del Congreso

No podíamos terminar esta reseña sin la Plaza del Congreso, que junto a la Plaza de Mayo están entre los grandes parques de Buenos Aires.

Esta plaza es parte de un conjunto de tres plazas ubicadas en el lugar, la Plaza Lorea y la Plaza Mariano Moreno.

Fueron resultado de una creación urbanista de tipo higienista de fines del siglo XIX de espacios abiertos en grandes ciudades.

La escultura más emblemática es la de «El Pensador» del célebre escultor francés Auguste Rodin. Se trata de una de las dos fundidas en el molde original y firmada por él. Por ese motivo, la crítica las considera variantes originales y no réplicas.

También está «El Perdón», escultura realizada en mármol por el francés Juan Eugenio Boverie. El «monumento a MarianoMoreno» del escultor español Miguel Blay y Fábregas.

Por último, el imponente monumento «De los dos Congresos«, que representan el Congreso Constituyente del año 1813 y el Congreso de la Independencia de 1816.

Esta obra, de 1914, pertenece a los belgas D´huique y Jules Lagae.

«El Pensador» de Auguste Rodin y de fondo el Congreso Nacional

Así hemos culminado el paseo por los principales «espacios verdes» de la gran ciudad de Buenos Aires. Grandes paisajistas han obrado en ellos dejando una huella imborrable para la posteridad. Ahora toca a cada uno disfrutarlos.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Grandes parques de Buenos Aires puedes ver mucha más información en la categoría America en 2023.

Esto también te puede interesar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir