Patinar sobre hielo en los canales holandeses: invierno en Holanda

Patinar sobre hielo en los canales holandeses es una de las actividades más esperadas en el invierno de los Países Bajos. Con la bajada de las temperaturas los neerlandeses desean ansiosos que haga el suficientemente frío como para que se hielen los canales y lagos del país y así poder sacar a lucir sus patines de hielo. Esta tradición tiene siglos de historia y está completamente integrada en las generaciones actuales.

Si tienes la suerte de visitar el país en época de heladas, no dudes en alquilar o comprar unos patines de hielo y sentirte como un auténtico neerlandés.

Índice de contenidos
  1. Historia del patinaje sobre hielo
    1. Elfstedentocht
    2. Patinaje sobre hielo de velocidad como deporte olímpico
  2. Condiciones meteorológicas para patinar sobre hielo
  3. Mejores lugares para patinar sobre hielo:
  4. Consideraciones antes de patinar sobre hielo

Historia del patinaje sobre hielo

Países Bajos debido a su localización y al relieve plano de su paisaje, disfruta de unas condiciones propicias a heladas. Estando a tan baja altitud (gran parte bajo el nivel del mar) y con la influencia del clima marino con temperaturas moderadas, no es común que nieve a menudo en la región; sin embargo las heladas son comunes. Además, la inmensa cantidad de canales y lagos existentes, hacen que este lugar tenga una larga tradición de patinaje sobre hielo.

Con estas condiciones favorables, no es de extrañar que en este país el patinaje sobre hielo tenga una fama importante desde hace siglos. Sin embargo, se cree que el patinaje sobre hielo se originó en los países escandinavos, concretamente en Finlandia sobre el 2000 a.C como forma de agilizar los trayectos y ahorrar energía durante el invierno. Estos patines primitivos eran realizados con huesos y sólo se deslizaban en el hielo.

Ilustración de patinadores en el lago Hofvijver de La Haya. Foto: Veluws Nieuws

El patinaje sobre hielo moderno nació posteriormente cuando los neerlandeses desarrollaron en el siglo XIII la hoja de acero con bordes afilados que cortase el hielo en lugar de deslizarse. Se tiene constancia de que ya en el siglo XV se practicaba el patinaje sobre hielo como actividad recreativa para todas las clases sociales en los Países Bajos.

En el siglo XVII la moda del patinaje sobre hielo fue llevada a Inglaterra desde Holanda. Pronto adquirió gran popularidad entre los aristócratas ingleses y posteriormente se extendió a todas las clases sociales. En la década de 1740 se desarrollaron los primeros clubes de patinaje sobre hielo en Edimburgo.

Elfstedentocht

La conocida como <> o Elfstedentocht es la mayor carrera de patinaje sobre hielo del mundo y se celebra durante los inviernos más fríos en la provincia de Frisia, al norte del país. Esta carrera une 11 de las ciudades más importantes de la provincia y nació en 1890 cuando un grupo de 100 personas decidieron realizar el reto de recorrer estas 11 localidades patinando en un solo día.

Desde entonces esta carrera se ha realizado en 15 ocasiones, la última en 1997 con más de 15.000 patinadores recorriendo los más de 200 kilómetros.

Patinaje sobre hielo de velocidad como deporte olímpico

Equipo olímpico neerlandés de 2018. Foto: Dutch News.

No hay duda, los neerlandeses son siempre los favoritos en el patinaje de velocidad olímpico de los juegos de invierno; de hecho son la nación con mayor número de medallas olímpicas en esta modalidad: 121 medallas, seguidos de los noruegos con 84. De hecho los dos medallistas olímpicos con mayor número de medallas en esta categoría son Ireen Wüst con 11 medeallas, entre ellas 5 oros y Sven Kramer, con 9 medallas, 4 de ellas oro.

Condiciones meteorológicas para patinar sobre hielo

Las pasadas semanas hemos disfrutado de una gran nevada seguida de una ola de frío que llegó hasta los -10ºC, la mayor desde 2010. Durante 10 días el país ha estado cubierto literalmente de blanco.

Con estas condiciones meteorológicas perfectas no es de extrañar que los stocks de patines sobre hielo se hayan agotado en todo el país cuando comenzó la predicción de la ola de frío. De hecho se toman tan en serio este amor por el patinaje que incluso hay partes meteorológicos actualizados cada hora con el estado y espesor del hielo de la zona.

Varios días de temperaturas bajo cero garantizan que los canales y lagos estén en óptimas condiciones para realizar este deporte.

Sin embargo debido al cambio climático, estas condiciones se dan cada vez menos: en la última década hemos visto lagos y canales helados en el país en sólo tres ocasiones: 2012, 2018 y 2021.

Si quieres mirar el parte meteorológico y las condiciones actuales del hielo en el país, haz click aquí.

Mejores lugares para patinar sobre hielo:

Vlietland

Si lo que buscas es una basta extensión donde poder patinar durante horas en enormes recorridos circulares, ésta es tu opción.

Lagos congelados de Vlietland. Foto: Het Krantje

Esta región situada a las afueras de La Haya, al noreste de la ciudad, está formada por grandes lagos que tanto en invierno como en verano atraen a las masas. Vlietland fue creado tras la extracción de arena de los pólderes (terrenos ganados al mar) de la zona, convirtiéndose posteriormente en una zona recreativa.

Durante el invierno, cuando los lagos se congelan, éste es un lugar idóneo para patinar, ya que su gran extensión te permitirá patinar todo el día sin aburrirte. Podrás ver como en el fin de semana, cientos de personas acuden con sus patines para pasar el día con amigos y familias. Por sus dimensiones esta opción es ideal para todo tipo de patinadores: de velocidad, artístico o hockey.

Igualmente, es bien sabido que a los neerlandeses les encanta la naturaleza por lo que en verano, en cuanto hace una pizca de calor está zona se llena de familias que acuden a pasar el día, hacer picnics, bañarse en los lagos o realizar cualquier deporte acuático. Este lugar cuenta con un centro de deportes acuáticos donde puedes alquilar equipos de windsurf, paddlesurf, pequeños barcos de vela, pedaletes, etc.

Nota: Los parkings cercanos se colapsan rápidamente, por lo que ir en bici no es una mala opción ya que está conectado con una importante ruta ciclista del país. También existe algún restaurante en la zona para recargar fuerzas.

Hofvijver

Un clásico: ¿quién no querría patinar delante del edificio parlamentario en uso más antiguo del mundo? Uno de los lugares más hermosos y representativos de La Haya.

Patinadores sobre el lago Hofvijver helado. Foto: Den Haag

Esta opción no es recomendable para quienes utilicen patines de velocidad, ya que las dimensiones del lago no permiten patinar a grandes velocidades, es más bien apto para principiantes y amateurs que quieran pasar un buen rato sin salir del centro de la ciudad. Además cuenta con una de las mejores panorámicas de toda La Haya, ya que desde el lago Hofvijver puedes fotografiar el Buitenhof con el skyline de la ciudad: la instantánea más característica de la ciudad.

Patinadores en el Hofvijver con la oficina del Primer Ministro en primer plano. Foto: Linda.

Este lago pertenecía originariamente al coto de caza del Conde de los Países Bajos, Florencio IV. El palacio gótico que colinda con el lago Hofvijver es el Binenhof, un conjunto de edificios que datan del siglo XIII y que desde el siglo XVI son la sede de la política del país. Actualmente en él se encuentran los Estados Generales, equivalentes al Parlamento y el Senado. El Ministerio de Asuntos Generales también se localiza en este lugar. Aquí además tiene su despacho el Primer Ministro, Mark Rutte, quien tiene su oficina en el pequeño torreón a orillas del lago Hofvijver del noreste del edificio.

Skyline de La Haya con el Mauritshuis y Binnenhof en un día de invierno. Foto: Folllow my footprints

Vliet

Este lugar es ideal para quienes quieren recorrer largas distancias patinando sobre hielo, perfecto para patinadores de velocidad, ya que este canal se extiende a lo largo de kilómetros y kilómetros de un trayecto muy agradable que cuenta con algunas de las mansiones más bonitas de la zona. Se encuentra algo alejado del centro, pero es accesible en transporte público.

Patinadores en el canal Vliet. Foto: Youtube

El Vliet, es uno de los canales más importantes de Holanda del Sur y conecta Leiden con Delft. Su predecesor, la Fosa Corbulonis fue originariamente excavada en el año 47 d.C. por el general romano Córbulo, el cual seguía la misma trayectoria que el Vliet actual.

Este canal es navegable, por lo que cuenta con un ancho suficiente para hasta jugar un partido de hockey cuando hiela (sí, he visto neerlandeses jugando al hockey en este canal).

Patinar sobre hielo en los canales de Kinderdijk será lo más holandés que podrás hacer en tu vida; recorrer los campos de tulipanes en bicicleta llevando zuecos de madera se queda a nivel de aficionados en comparación.

Patinadores en Kinderdijk. Foto: Pinterest

Este área cuenta con varios canales que rodean el conjunto histórico de 19 molinos, construidos en el año 1740. El canal principal tiene un ancho de unos 75 metros y varios kilómetros de recorrido. Ideal para todo tipo de patinadores, desde amateurs hasta profesionales de la velocidad.

Este idílico lugar se encuentra a las afueras de la ciudad de Rotterdam, son una de las principales atracciones turísticas del país y pertenece al Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO desde 1997. Los molinos de Kinderdijk se localizan en un área que fue ganada al mar, el pólder de Alblasserwaard y su mayor característica es que estos molinos se construyeron ( y se siguen utilizando) para drenar el agua de esta zona y evacuarla a canales que llevan al mar.

Kinderdijk nevado foto aérea. Foto: Yoo.rs

Nota: Kinderdijk es un lugar idílico y perfecto para patinar sobre hielo y los holandeses lo saben. Por ello el pasado fin de semana, los parkings cercanos a este área ya se encontraban llenos a las 7:30 de la mañana. Si acudes en coche, ten en cuenta que o vas muy temprano o te tocará aparcar bastante lejos y acercarte caminando.

Si quieres saber más sobre qué ver en Kinderdijk y su historia, haz click aquí.

Kralingse Plas

Este parque situado en el barrio de Kralingen cuenta con un enorme lago de 1 hectárea que es usado como área recreativa donde diversas actividades acuáticas se pueden realizar.

Kralingse Plas en invierno al atardecer. Foto: Werk aan de muur.

La extensión de este lago hace de este lugar una opción ideal para los patinadores que quieren quedarse cerca del centro de la ciudad. Aquí podrás ver patinadores de todos los estilos, pero sobretodo de velocidad ya que es un sitio perfecto para entrenar.

Patinadores en Kralingse Plas. Foto: Zoom

Este lago, creado en 1865 para la extracción de terreno para la construcción, cuenta con varios clubes de deportes acuáticos, algunos de ellos con más de 100 años de antigüedad y se encuentra rodeado de un bosque homónimo. Durante la Segunda Guerra Mundial, parte de la extensión del lago se llenó de escombros de los bombardeos de Rotterdam del 14 de mayo de 1940. Este lugar además cuenta con un par de molinos típicos donde aún se muelen especias.

Canales

Por supuesto, el lugar más top para patinar sobre hielo. Los canales del centro de Amsterdam están en el punto de mira de turistas y locales y poder patinar sobre ellos es una experiencia única.

Patinadores en Amsterdam. Foto: Zoom

La ciudad de Amsterdam cuenta con más de 100 kilómetros de canales. Entre ellos destacan para patinar sus tres canales principales: Prinsengracht, Keizersgracth y Herengracht.

Sin embargo, debido al tráfico constante de embarcaciones no todos ellos llegan a helarse. Aún así, cuando se prevé un descenso brusco en las temperaturas, los autóctonos ayudan a que los canales se congelen más rápidamente prohibiendo el tráfico de embarcaciones y cerrando los canales. De esta forma las aguas sin movimiento se solidifican en menor tiempo.

Consideraciones antes de patinar sobre hielo

¡Seguridad ante todo! Por eso en este post vamos a señalar una serie de puntos a tener en cuenta antes de adentrarte en este experiencia tan inusual.
Puede que patinar sobre hielo te asuste un poco al hacerlo sobre un canal o un lago helado, pero siguiendo estas pautas será seguro:

  1. Patina sobre el centro del canal. El centro del canal suele ser la parte más segura para patinar.
  2. No te acerques demasiado a los bordes, puentes o embarcaciones. El hielo suele ser más fino en estas zonas.
  3. Sólo patina si ves locales haciéndolo. No seas el primero en hacerlo, revisa previamente las condiciones meteorológicas y el estado del hielo.

¿Te atreves a patinar?

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Patinar sobre hielo en los canales holandeses: invierno en Holanda puedes ver mucha más información en la categoría Europa en 2023.

Esto también te puede interesar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir